viernes, 10 de marzo de 2017

Lo obligaron a comer cerebro humano

2017 0311 | El periodista estadounidense, de origen iraní, Reza Aslan fue obligado a comer cerebro humano por un grupo de caníbales de la India cuando grababa una serie de reportajes documentales sobre la espiritualidad en todo el mundo, la cual es transmitida por CNN.

El grupo de los Aghori, una secta que rechaza el sistema de casta practicado en la India, fue al que el comunicador entrevistó, pero no se imaginó lo que tendría que hacer.

Este sistema divide a la sociedad en grupos, que van desde los sacerdotes o maestros —los brahmanes— hasta los intocables o personas que son consideradas en el mismo nivel que los perros y que realizan trabajos de bajo nivel como recoger excrementos humanos con las manos.


Los Aghori creen que al quemar el cuerpo de una persona muerta y frotarse la piel con sus cenizas, el poder del fallecido pasa a su cuerpo. Durante el reportaje, uno de los miembros de ese grupo frotó cenizas de una persona fallecida en la cara del periodista y lo obligó a beber alcohol de una calavera y comer un pedazo de cerebro humano.

Al final del reportaje, el caníbal se molestó y amenazó al periodista con “cortarle la cabeza si continuaba hablando tanto”.

Después, el hombre comenzó a comer sus propios excrementos y lanzarlos a Aslan y a las cámaras, por lo que el periodista se vio obligado a marcharse junto a su equipo de producción.

“¿Quieren saber a qué sabe el cerebro de un humano muerto? A carbón. Estaba achicharrado”, escribió Aslan en su cuenta de Facebook y levantó una ola de críticas en su contra.




PUBLICIDAD:

Alejandro Jalil García Monreal - Promotor inmobiliario www.alejandrojalilgarciamonreal.com